Jabi Asurmedi será el nuevo presidente de Udalbiltza

26/11/2019

La institución nacional vasca ha renovado su dirección en su 20 aniversario. Pili Legarra (alcaldesa de Asteasu) e Irantzu Antoñana (edil de Viana) serán las vicepresidentas.

Card image cap

Jabi Asurmendi, primer edil de la localidad vizcaina de Arakaldo, presidirá Udalbiltza, y la alcaldesa de Asteasu, Pili Legarra, e Irantzu Antoñana, concejala en el Ayuntamiento de Viana, serán las nuevas vicepresidentas de la institución nacional, que renovó ayer su comité ejecutivo en la asamblea general celebrada en Durango.

Completan el nuevo comité ejecutivo Lamia Arcas (edil en Laudio), Jon Arriola (alcalde de Berriatua), Asier González (concejal en Bilbo), Itziar Amezaga (edil en Errigoiti), Andoni Gartzia(concejal en Astigarraga), Koro Etxeberria (concejala en Hernani), Xanti Kapendegi (edil de Ahetze), Xebax Christy (edil en Hazparne), Aitor Elexpuru (alcalde de Bera) y Oihan Mendo(alcalde de Gares).

Abrió la asamblea la alcaldesa de Durango, Ima Garrastatxu, quien recordó que la vocación de Udalbiltza es tender puentes y entretejer relaciones por encima de las fronteras administrativas para avanzar en la construcción de Euskal Herria, desde la perspectiva de la economía social y solidaria, y desde el desarrollo sostenible. 

En el acto se quiso homenajear a los impulsores de Udalbiltza y a todas las personas que han dedicado su compromiso y su labor a la institución nacional vasca. Entre otros, estuvieron presentes los expresidentes Loren Arkotxa, Mertxe Aizpurua y Luis Intxauspe, y también, Maribi Ugarteburu, Xabier Alegria, Pablo Gorostiaga, Imanol Esnaola, Meritxel Elgezabal, Santi Kiroga y Roke Akizu. En nombre de los antiguos udalbiltzakides, Ugarteburu tomo la palabra, e Intxauspe en nombre del anterior Comité Ejecutivo.

Después de la retrospectiva, y de frente hacia el futuro, se presento el nuevo equipo directivo, el cual fue aprobado por unanimidad. Asurmendi recogió la makila de la mano de Intxauspe.

El nuevo presidente de Udalbiltza puso el acento en los retos para los próximos años y en la necesidad de adaptar Udalbiltza a las necesidades e inquietudes actuales de la sociedad vasca. En palabras de Asurmendi, “la soberanía alimentaria y energética, la cohesión interna de Euskal Herria, el desarrollo de los pueblos, el turismo sostenible… Udalbiltza es una institución indispensable para desarrollar estos ámbitos a nivel nacional; somos una institución cercana hacia los municipios y concejos, que siempre ha estado dispuesta a colaborar en todo lo posible”. Así mismo, convencido de la importancia del municipalismo, remarco la grabe situación de las pequeñas localidades: “el desequilibrio territorial y la despopulación de los pueblos, y en general, del medio rural nos inquieta. Es hora de dar la vuelta a esta situación, y desde Udalbiltza creemos que mediante la economía social transformadora será posible mejorar esta situación, siempre y cuando unamos capacidades y trabajemos la concienciación”.

Hoy en día, Udalbiltza esta formada por unas 1100 personas electas y 77 municipios miembros del consorcio. Y son cinco los proyectos principales de la institución: el banco de experiencias transformadoras Hartu-eman; el plan Hurbiltzen para el impulso de hermanamientos, El programa Ikerbiltza que tiene como objetivo poner al servicio de los municipios los conocimientos creados en las universidades vascas; Lurgida, la aplicación turística de Euskal Herria; y por último, Hauspotu, el plan para hacer frente al desequilibrio territorial, desde la economía social transformadora.